El equilibrio justo japonés
Common.Naoto Fukasawa.VICCARBE.2013 
El equilibrio justo japonés
The W132 Lamp System.Nendo.WÄSTBERG.2013 
El equilibrio justo japonés
Element.Tokujin Yoshioka.DESALTO.2013 
El equilibrio justo japonés
Koloro-Wagon.Torafu Architects.ICHIRO.2013 
El equilibrio justo japonés
Chii Chair.Mikiya Kobayashi.2012 
El equilibrio justo japonés
Chii Chair.Mikiya Kobayashi.2012 
El equilibrio justo japonés
Bug Collection.Ryosuke Fukusada + Rui Pereira.2013 
El equilibrio justo japonés
Paper-Wood Bench.Drill Design.ON OFF.2011 
El equilibrio justo japonés
Foop.Kenji Fukushima.2013 
El equilibrio justo japonés
Replace cabinet.Yukitoshi Toda.SEE SAW.2012 

El equilibrio justo japonés

Desde hace años el diseño japonés está considerado y reconocido como un referente a nivel mundial. Esto se debe sin duda a un origen cultural concreto, a una forma de entender la vida, los problemas que plantea y cómo enfrentarse a ellos.

El diseño nipón se suele caracterizar por la sencillez de sus ideas; conceptos simples que contienen una gran carga emotiva y comunicativa con el usuario. Se trata de trabajos cuidadosamente proyectados donde prevalece la utilización de materiales y acabados de alta calidad, una paleta cromática neutra y estructuras compensadas en las que se persigue el “equilibrio justo”, o lo que en japonés se denomina “chōdo yoi”.

La austeridad y la elegancia son características comunes en los diseños japoneses. La naturaleza se presta como fuente de inspiración eterna sobre la que se realizan ejercicios de síntesis. Se elude la utilización de lujos pretenciosos poniendo en valor la riqueza de materiales naturales en los que se resalta el carácter táctil de la materia. Estas soluciones esencialistas son presentadas en escenarios no teatralizados; ambientes neutros exentos de decoraciones innecesarias que enmascaren la esencia del proyecto.

Otro rasgo significante por el que se puede reconocer el “chōdo yoi” japonés, es la atemporalidad de sus propuestas y el valor otorgado a la tradición y a la artesanía, en la que se exploran recursos de la cultura propia u otras culturas foráneas con las que se comparte filosofía.

La mayoría de los trabajos nipones se focalizan en resolver los problemas más cotidianos del día a día, incluso reparando en algunos que en un principio pueden parecer banales. La interacción con el usuario es clave para el desarrollo de diseños con un  exquisito cuidado de las proporciones que, sin duda, son la base de piezas equilibradas con un gran valor estético.

Ya consagrados en el “chōdo yoi” dentro del diseño japonés existen firmas como la internacionalmente conocida MUJI u otras como Maruni o +-0. En cuanto a diseñadores hay que destacar nombres como el gran Naoto Fukasawa, el estudio Nendo donde prevalece la figura de Oki Sato, Tokujin Yoshioka, Sori Yanagi, Masayuki Kurokawa, Riki Watanabe, Kenya Hara, Shiro Kuramata, Shigeru Uchida, Tamotso Yagi o kazuyo Sejima.

La nueva ola de diseñadores nipones, en la que sobresalen figuras como Masahiro Minami, el estudio Nosigner, Ryosuke Fukusada, el estudio Yoy-idea, Mikiya Kobayashi, Junpei Tamaki, Shinn Asano, Sakura Adachi y Daigo Fukawa, entro otros, hace que existan suficientes pruebas para afirmar que no se está ante una moda pasajera, si no que los cánones estilísticos y culturales de este movimiento, aunque con aspectos renovados, tendrán continuidad en el tiempo.

A continuación se exponen algunos ejemplos de la orientación que está tomando el nuevo “equilibrio justo” japonés liderado por jóvenes creadores:

 

Koloro-Wagon.Torafu Architects.ICHIRO.2013

El estudio de arquitectura Torafu Arquitects presentó este año Koloro-Wagon para la firma Ichoro; una línea de muebles para jugar cargados de funcionalidad que recuerdan a los tradicionales juguetes realizados en madera.

Este mueble apilable permite a los niños guardar todos sus juguetes en un solo lugar. La movilidad otorga libertad para desplazar el conjunto, mientras que sus 3 estantes apilables permite desenganchar algunas partes y trasladarlas de manera independiente.

Los interiores de las cajoneras están teñidos en colores vivos que contrastan con la textura natural del fresno en los exteriores. Sin duda un ejemplo de equilibrio, funcionalidad y originalidad característicos del “chōdo yoi”.

 

Chii Chair. Mikiya Kobayashi 2012

Se trata de una sencilla silla realizada en tubo metálico y tablero de fibra. Explica la firma “Chii” que el uso de tableros en fibra permite seguir disfrutando de la textura natural de la madera de una manera sostenible, ya que utiliza fragmentos que antes eran desaprovechados y considerados residuos.

Tener en consideración el respeto a la naturaleza y la modificación de la misma para obtener nuevas composiciones o diferentes apariencias estéticas, son valores culturales japoneses heredados de tradiciones como los jardines secos o los bonsáis.

 

Bug Collection. Cotto – prototipo. Ryosuke Fukusada + Rui Pereira 2013

El diseñador Ryosuke Fukusada ha colaborado con Rui Pereira, diseñador portugués, aunado sus culturas para diseñar una colección de accesorios para el baño, que ellos mismos describen así:

Nuestro interés en la creación de un puente entre nuestros orígenes culturales dio a luz a esta colección. Nos inspiramos en la relación entre las chanclas japonesas -geta- y  el tradicional uso del corcho portugués con la intención de evitar el suelo mojado.” Ryosuke Fukusada + Rui Pereira, 2013.

 

Otras interesantes propuestas son los bancos Paper-Wood de Drill design, la lámpara Nuno de Nendo para Vibia, el contendor con agujeros Replace cabinet de Yukitoshi Toda para See-Saw, la convertible Flip table de Daisuke Motogi perteneciente de Sixinch Japan, Omose de Daigo Fukawa para Fermob, Mirage de Tokujin Yoshioka para la firma Lema, la lámpara Foop de Kenji Fukushima, New Old Light de kimu design studio, Hug de Yukari Hotta o la colección Dress de Junpei Tamaki.

2013 José González Ruiz & Trendhal ©

Leave a Comment

You must be logged in to post a comment.