Bathroom Bubble. ISH 2013
 
Bathroom Bubble. ISH 2013
 
Bathroom Bubble. ISH 2013
 
Bathroom Bubble. ISH 2013
 
Bathroom Bubble. ISH 2013
 
Bathroom Bubble. ISH 2013
 

Bathroom Bubble. ISH 2013

El cuarto de baño moderno es la encarnación del retiro de la vida cotidiana. Una burbuja aislada que va adquiriendo importancia, llegando a convertirse en la zona núcleo de la casa.

La percepción meramente funcional del baño se queda atrás, dando paso a una dimensión simbólica que concibe la estancia como interfaz entre el microcosmos y el macrocosmos. Se trata de la representación de un mundo basado en formas de organización y estéticas personales que abren paso a una cuidadosa mezcla de auto-representación y refugio privado.

Arquitectos y planificadores deben hacer un seguimiento constante de los factores que cambian nuestra cultura interior, influyendo igualmente en las expectativas de cómo nuestras cuatro paredes deben ser diseñadas. Además de los cambios demográficos, una pregunta que va a cobrar cada vez más importancia es cómo conseguir el equilibrio entre la individualización extrema y el hecho de que, en la era 2.0 y de las redes sociales, la privacidad se está convirtiendo en un bien cada vez más escaso. La clave está en fijar puntos de anclaje que permitan configurar espacios seguros y personales, donde el usuario sea capaz de filtrar aquello con lo que quiere tener contacto, es decir, aumentar la sensación de confianza sin llegar a desarrollar una prisión extremadamente incomunicada.

Como lugar íntimo prácticamente atemporal, el cuarto de baño ofrece un cambio sobre una cultura de representación generalizada basada en la apariencia, el trabajo, el estilo y el consumo. Hoy en día, la percepción pública de la imagen se está centrando cada vez más en la elección de la casa y en cómo esta está diseñada. Además de dar forma a la opinión de los amigos, el hogar también influye sobre un círculo cada vez más amplio de conocidos y colegas. Este desarrollo a largo plazo está siendo impulsado por varios factores como: el traslado de una gran parte de la vida social al hogar, fronteras cada vez más borrosas entre la vida privada y el trabajo y la propagación de la oficina en casa. En el futuro, la decoración del cuarto de baño como lugar de retiro se convertirá en una clave importante para nuestro bienestar personal.

Bathroom Bubble es donde el usuario puede estar solo y celebrarlo. Pero no es únicamente la soledad del cuarto de baño lo que permite deshacerse de la máscara; el contacto con el agua, uno de los cuatro elementos básicos, tiene una función ritual. El baño se convierte en un lugar de encuentro con uno mismo, una escusa para la auto-reflexión y, cuando se usa para prepararse para el mundo exterior, un lugar de auto-definición. Mientras que la vida cotidiana se rige por un ritmo frenético, la presión para responder a las influencias externas, satisfacer las expectativas y adaptarse a las condiciones externas, el santuario interior del  baño se rige por una sensación de calma, donde se priorizan las leyes propias. Todos los ruidos del exterior son absorbidos o eclipsados por los propios pensamientos. Aquí, todo está orientado a las necesidades del individuo.

Un cuarto de baño no puede convertirse en una burbuja de baño a menos que transmita una sensación de seguridad. Sin embargo, los factores que producen este efecto son de una naturaleza completamente material. La atmósfera específica en la que una persona puede sentirse a gusto se define por la estética del producto, las funciones de éste y la interacción creativa entre colores, materiales y formas. Mientras que un diseño purista podría atender a la necesidad de una mente vacía y distanciada del mundo, son los gustos individuales los que en última instancia representan el factor decisivo. El diseño de Bathroom Bubble no depende de ningún estilo específico. Puede ser moderno o tradicionalmente lujoso, natural o ecológico, sobrecargado de adornos o esmeradamente purista.

Entre algunos de los atributos que refuerzan el concepto de Bathroom Bubble encontramos:

  1. Características digitales: manos libres, programas individualizables de ducha, dispositivos de ahorro de agua y una iluminación integrada en los accesorios de cerámica, el espejo, la bañera o los armarios.
  2. Duchas horizontales. Nuevos sistemas de relajación. Iluminación agradable y sensación de ingravidez.
  3. Funciones multimedia y medios de comunicación.
  4. Fusión entre libertad y seguridad.

2013 Trendhal ©

 

Leave a Comment

You must be logged in to post a comment.